Archivo mensual: octubre 2015

Artificial Oxytocin

http://onlinelibrary.wiley.com/doi/10.1111/1471-0528.13571/abstract;jsessionid=4F04BED8BC88C286BEA8F1FD4E90F8F9.f03t03#.ViFP-a7WpBA.facebook

El parto tecnológico es una atrocidad.

Absolutamente cierto!

El parto natural, libre de intervenciones innecesarias y peligrosas es lo que hay que defender!

Es un clamor de las madres y sus familias que el sistema medico y de salud tiene que entender !

Felizmente, en nuestro país , se avanza !

partonaturalpanama.com

Krystal

Over 9 months ago we were excited to find out we would be having a baby. Immediately we knew there were things we wanted to do differently than my first pregnancy/birthing experience which lacked human connection, magic and spirit. Early on we agreed we wouldn’t find out the sex of the baby and would wait till the end. What restriction, but as time went by it became less important. We also chose to keep the pregnancy humble and sacred which allowed us intimacy and for time to fly by. Our birthing however was still undetermined, until the day we found Dr. Rodrigo Aybar, after spending hours researching and reading the testimonials from his site we found our missing link, we were going to do a natural home birth in water. And so our journey began, the meditating, the visualization, hypnosis all to prepare ourselves for this moment in time. Here I leave for you a very special moment shared by my family, and hope you are able to get a glimpse of our efforts in 2015 come full circle. This was only possible due to the 38 weeks of backrubs I received from Miguel Hermoso III, conversations to my belly from Logan Alejandro Villarreal, and support from FLora Lostalo & Kattia Villarreal on birthday. Of course I owe this lovely, intimate experience to my fearless leaders in all this Rodrigo Aybar and Graciela Aybar for helping us manifest this dream of ours. By no way was it the easiest path, but surely the most fufilling. Sincere thank you to Roby for capturing this memory for us perfectly. We present to you Ezra Hermoso born on September 20th, 2015 at 7:35pm at home.
If it doesnt load, click the dots in the corner and choose the desktop version. Enjoy!

Krystal

Nos permitimos transcribir estas bellas palabras de Migurel Hermoso, esposo de Krystal  que lo dicen todo.

FELICIDADES !

Definitivamente una experiencia única, que me ha permitido crear un lazo único con mi familia en especial con el recién nacido. Como hombres naturalmente estamos limitados en nuestro papel al momento del parto y las políticas en los hospitales hacen que poder involucrarse sea más difícil. En la comunidad de nuestro hogar he podido darle masajes a Crystal durante sus contracciones, brindarle una tostada con queso crema, agua, jugo, música de su agrado, abrazos, besos y cariñitos. Durante la labor de parto fui un canal de las instrucciones del Doctor y la voz de aliento que la ayudo a enfocar sus energías para que nuestro hijo dejara su vientre para llegar a este mundo. Vi y sentí su cordón lumbilical palpitar al ritmo del corazón de su madre, una vez esa conexión termino lo corte, El reposo en mi pecho durante sus primeras horas de vida para dejar que su madre terminara el proceso de parto, se duchara y se recostara en la comodidad de su cama. Los niveles de Oxitocina del parto crearon un lazo eterno en toda nuestra familia, Crystal, Miguel, Logan A. y Ezra. Gracias a todos por sus buenos deseos.

Parto Normal Después de una Cesárea .

image

Parto normal después de cesárea anterior.

Vamos a intentar analizar en detalle los principales eventos que se producen durante el parto vaginal después de una o dos cesáreas.

Lo primero que debemos señalar es que por supuesto es perfectamente posible. Es no sólo posible, sino además, la mayor de las veces, exitoso.

Cuando una mujer se embaraza, ni bien se entera de su nueva condición , se ve envuelta en una verdadera avalancha hormonal. Rápidamente se instalan en su cuerpo, las hormonas de la maternidad, en especial la Oxitocina. Esta hormona, es la del amor, la de la socialización, de la empatía, la de la protección a su cría, es decir a ese individuo que rápidamente se desarrolla dentro de su cuerpo . La futura madre desea lo mejor para ese nuevo ser. Desea demostrarle desde el inicio, quien es ella, cuanto lo ama. Se compromete con él a realizar los más grandes sacrificios para que crezca sano en su vientre, para alimentarlo y educarlo cuando llegue al mundo. Se plantea una y mil veces, como lo va a alimentar. Sueña con darle pecho. Sueña con parirlo a como dé lugar para poder demostrarle de manera palpable quién es ella.

Las mujeres son muy fuertes. Son muy valientes. Están acostumbradas desde temprana edad a un sin número de desafíos. Se imaginan que algún día cargarán dentro de su vientre a un bebé . Ven mujeres embarazadas a su alrededor todo el tiempo . Conocen desde muy temprano en qué consiste ver sangre que emana de su cuerpo. Nada de eso las intimida.

El temor se instala desde el inicio del embarazo no en relación a ella. Es particularmente vulnerable en un solo aspecto : su cría .

No es casual, que al final del embarazo, cuando el parto se acerca, en las semanas en que los niveles de Oxitocina se encuentran sumamente elevados, para preparar su útero para el trabajo de parto, que los temores en relación a su cría son aún más intensos.

Es precisamente allí, en esa etapa, en la cual con frecuencia se les atemoriza fácilmente con noticias como la siguiente: el bebé tiene el cordón umbilical alrededor del cuello. Tú bebé tiene poco líquido. La placenta está calcificada. Tú embarazo se pasó de la fecha…

Cualquiera de esos argumentos disparan enormes cantidades de Adrenalina, conocida como la hormona de estrés . Dicha hormona, bloquea la Oxitocina y por lo tanto, bloquea el normal desenvolvimiento del proceso del parto. Dicho en otras palabras la madre tiene todo en contra . Sus posibilidades para un parto exitoso se ven enormemente disminuidas.

Si finalmente ese embarazo culmina con una operación cesárea su frustración es inmensa. “No pude”, “no lo logré”… Tiene mucho más dificultades para la lactancia materna exitosa. Tiene mucho más posibilidades de deprimirse las semanas y meses que siguen luego de la cirugía . Es llamativo como su autoestima se ve profundamente afectada.

Tiempo después se embaraza nuevamente y comienza a averiguar cómo hacer para esta vez parir a su bebé , tener un parto normal. El desafío para el equipo que le dará apoyo en ese intento es marcadamente mayor.

Las posibilidades de un parto natural exitoso, luego de una cesárea van a tener directa relación con las circunstancias que motivaron la primera cirugía . Por ejemplo, si durante embarazo anterior el trabajo de parto se inició espontáneamente y alcanzó avanzada dilatación del cuello del útero, digamos de 8-9 centímetros , las posibilidades de un parto vaginal exitoso son enormes. Si la madre tuvo un parto normal, luego una cesárea y se embaraza por tercera vez, su posibilidades de parir naturalmente son muy grandes. Cada parto deja una huella, una impronta, una marca en la biología del cuerpo de esa mujer, que jugará un rol determinante si se embaraza nuevamente.

Si ni siquiera le permitieron “intentar” y le raealizaron una cesárea , el desafío para el equipo que le dará apoyo en el siguiente embarazo es sin duda mucho mayor.

Los pasos claves para un parto vaginal exitoso luego de una o dos cesáreas previas se pueden enumerar de la siguiente manera:

1. Darle TODO el apoyo para demostrarle que es capaz.
2. Esperar pacientemente que el parto se inicie espontáneamente
3. Evitar al máximo el uso de medicamentos durante la labor de parto.
4. Permitirle los cambios de posición de su cuerpo que desee durante el trabajo de parto y durante el nacimiento de su bebé.
5. Permitirle que la acompañe algún familiar, de una Doula y que coma e ingiera líquidos si lo desea.
6. Crear un ambiente silencioso y con luz tenue en la sala de labor.

La labor de parto en una mujer con cesárea anterior es de bajo riesgo, como lo es su embarazo.

La llamada “catastrófica rotura uterina” no existe. Esa entidad , es decir la rotura del útero se producía en la obstetricia antigua. En épocas en que la operación cesárea era tremendamente riesgosa y amenazaba la vida se las mujeres en un alto porcentaje. Las madres a veces estaban días y semanas en trabajo de parto y el útero exhausto sencillamente se rompía, estallaba. En el caso de una labor de parto con cesárea anterior, el riesgo consiste en las separación de los bordes de la cicatriz anterior. Ese evento se da en el 0.5% de los casos y tiene las siguientes características : no duele, no sangra.

Lo que ocurre es que la labor de parto se detiene. No avanza, porque las fibras musculares del útero se han interrumpido,pierde la coordinación en las contracciones y ellas se vuelven ineficientes. El parto se detiene. En esos casos se repite la operación cesárea .

Una vigilancia cuidadosa y serena, detecta con absoluta facilidad ese evento, por lo demás sumamente raro.

El parto en una mujer con cesárea anterior evoluciona como cualquier parto. No es necesario tener un Monitor Fetal atado de manera constante en su vientre. La monitorización se realiza como en todos los partos de bajo riesgo: cuidadosamente y de manera intermitente.

No es necesario tener una vecoclisis el el brazo de la madre. Mientras más libre se sienta, estará más relajada y el trabajo de parto fluirá armónicamente.

El recurso del agua tibia y masajes es de gran ayuda. El uso de la tina o la piscina es sumamente útil y beneficioso. Se puede usar una suave y cuidadosa anestesia epidural si se requiere.

Los exámenes vaginales se deben realizar esporádicamente y de manera respetuosa y cuidadosa.

Por supuesto que no es necesario realizar ningún tipo de corte o episiotomia.

El cordón umbilical se corta cuando deja de latir y se espera pacientemente que la placenta nazca espontáneamente sin ningún tipo de maniobra. Claro está que el recién nacido no será separado de ella en ningún momento durante las primeras horas de vida y permanecerá apoyado a su cuerpo en contacto piel con piel. De manera fácil encuentra el seno de su madre e inicia la lactancia materna asegurando de esa manera el adecuado vínculo y una excelente retracción del útero.

El nacimiento de un hijo es una oportunidad de crecimiento emocional y espiritual de un valor incalculable para la madre y su familia.

Cuando una madre con una o dos cesáreas anteriores logra un parto vaginal exitoso se empodera y logra una satisfacción y seguridad infinitas.Su autoestima se eleva enormemente, su sensación de haberlo logrado le permitirá enfrentar de manera mucho más segura la educación de sus hijos.

Debemos finalmente señalar de manera enfática que con el apoyo adecuado la inmensa mayoría de las mujeres que tuvieron cesáreas anteriores logran tener un hermoso parto natural.

partonaturalpanama.com

image

¿Cesárea Programada?

image

El momento oportuno para realizar una operación cesárea.

Vamos a tratar de analizar algunos aspectos claves en relación a la operación cesárea y cuál debe ser el mejor momento para realizarla.

Distinguiremos dos universos distintos y cuál es nuestra obligación de estricto cumplimiento en el momento de tomar esa decisión:

¿Se trata de la primera cesárea o es una repetición de esa intervención quirúrgica ?
Nuestra responsabilidad consiste en asegurar el bienestar de la madre y su bebé. Es decir son dos personas que tenemos que proteger .

Existen dos conceptos claves: Operación cesárea ante-parto y operación cesárea intra-parto.

Salvo contadas excepciones, la operación cesárea debe realizarse en pleno trabajo o labor de parto. La madre debe tener contracciones rítmicas y regulares y tener cambios de dilatación del cuello del útero superiores a los 4-5 centímetros de dilatación.

Felizmente son contadas las situaciones en las cuales es imprescindible realizar una cesárea ante-parto, por ejemplo: La existencia comprobada de una Placenta Previa Oclusiva Total o una placenta previa sangrante. El escenario de una cesárea antes del inicio del franco trabajo de parto es el peor. En esas circunstancias ni la madre ni su cría, están completamente preparados para el evento del nacimiento.

Cuando hablamos de la primera cesárea resulta obvio entender que debe hacerse cuando se demuestra de manera clara, que a pesar del progreso de la labor, por ejemplo alcanzando la dilatación completa y la etapa de los pujos, por diversas razones el bebé no consigue nacer espontáneamente . Es menos evidente cuando nos referimos a la cesárea a repetición. Los beneficios para la madre y su bebé de una intervención quirúrgica en pleno trabajo de parto en los casos de la existencia de una o dos cesáreas exteriores son inmensos.

1. El que da la señal de venir al mundo es el bebé . Lo hace cuanto está listo para ese evento. El que “golpea la puerta” es el, no su madre y bajo ninguna circunstancia los médicos.

2. Cuando el trabajo de parto se inicia de manera clara y contundente todos los órganos del feto están completamente preparados para su vida extrauterina en el embarazo de termino.

3. Durante las horas del trabajo de parto, las contracciones regulares del útero constituyen un perfecto ejercicio respiratorio que le permite al feto preparar sus pulmones para la respiración fuera del vientre de su madre. Cada contracción uterina, representa un periodo de hipoxia, es decir de importante falta de oxígeno a través de la circulación útero-placentaria. Durante el tiempo que dura cada contracción, el bebé se estresa, recibe menos oxígeno y libera hormonas de stress, como la Adrenalina y la Noradrenalina, que le permiten sintetizar o producir enormes cantidades de surfactante pulmonar, es decir de un fosfolipido, que jugará un rol clave en la expansión de sus pulmones, al momento de realizar las primeras inspiraciones cuando nazca. El feto, no sólo está preparado para dicha hipoxia, sino que además, la necesita para su adaptación a la vida fuera del vientre de su madre. Se evita de esa manera un síndrome respiratorio muy frecuente que se presenta en la cesárea ante-parto, llamado Síndrome de Distress Pulmonar Transitorio del Recién Nacido. Con ese Distress es imposible evitar que el recién nacido permanezca durante varias horas en una incubadora, hasta que su respiración se “estabilice” con todos los riesgos que ello implica.
Dicho de otra manera: las contracciones regulares de las horas del trabajo de parto, constituyen la mejor prevención del Síndrome de Distress Pulmoran Transitorio del Recién Nacido.

4. Cuando se ha permitido el avance del proceso del trabajo de parto, el bebé va cumpliendo con precisión perfecta, todos los ciclos y eventos que le permitirán encontrar el seno de su madre e iniciar espontáneamente la lactancia materna, durante la primera hora de vida. En la naturaleza cada etapa superada conduce a la siguiente. Es una cascada de eventos que se van dando solamente cuando el paso anterior ya se cumplió.

Los bebés que vivieron el en vientre de su madre las horas del trabajo de parto, son ostensiblemente más exitosos y hábiles de iniciar la lactancia materna y presentan un riesgo sumamente menor de presentar alergias y trastornos respiratorios como Bronquiolitis y Asma Bronquial durante sus vidas.

5. Cuando realizamos una operación cesárea durante el trabajo de parto o labor de parto, la extracción de la cabeza o de la nalga, es decir del polo fetal que se presenta, es para nosotros los ginecólogos obstetras, substancialmente más fácil.

El encajamiento del polo que se presenta permite su extracción de manera más fácil, con una simple maniobra de palanca, disminuyendo de manera enorme, los riesgos de trauma fetal y/o materno. Cuando la cesárea se realiza antes de la labor de parto, la parte que se presenta sobre el estrecho superior de la pelvis de la madre, cabeza o pelvis fetal, se encuentra en una postura indiferente, mucho más arriba (“flotando”), lo que obliga al equipo a cargo de la cirugía a realizar por lo general maniobras bruscas e intensas, con el mayor riesgo de producir un daño al bebé y/o a su madre .

6. La pérdida de sangre de la madre en una cesárea intra-parto es substancialmente menor en comparación con el sangrado que se produce durante la operación cesárea que se realiza antes del inicio del trabajo de parto espontáneo. Las contracciones regulares del útero durante las horas en que transcurre el proceso del parto, van adelgazando, afinando el llamado segmento inferior del útero (la zona en la que debe hacerse el corte quirúrgico para extraer al bebé), de manera que el sangrado que se produce luego de dicha abertura es marcadamente menor.

Dicho evento ahorra pérdida innecesaria de sangre y permite utilizar una menor cantidad de hilos de sutura . Al utilizar una menor cantidad de cuerpo extraño , la recuperación post-quirúrgica de la madre es más rápida y con mucho menos dolor.

7. Si la madre tuvo la oportunidad de vivir las horas de trabajo de parto , ojalá libre de medicamentos e intervenciones innecesarias, su cuerpo y sus hormonas se preparan mejor para las siguientes etapas, como por ejemplo la adecuada y oportuna producción de leche para su bebé. El vínculo con su bebé y el contacto piel con piel es para ella mucho más fácil.

8. Cuando se permitió que la mujer viva el proceso de la labor de parto, su cuerpo se pudo preparar mucho mejor para la etapa del puerperio. No solo la lactancia es más fluida y fácil, sino que también la retracción del útero luego de extraída la placenta. Con ella se evita el sangrado mucho más abundante que se produce en la cesárea realizada antes del desencadenamiento del proceso del parto.

9. Si la operación cesárea se realiza de manera “programada”, es decir antes del comienzo del trabajo de parto, aumentan las posibilidades de tener un bebé prematuro. La etapa del Término del Embarazo, es aquella que ocurre entre las semanas 37 hasta la 42.
Por lo general el parto se desencadena alrededor de la semana 40. En el caso de las nulíparas, es decir de aquellas mujeres que nunca tuvieron un parto normal, el parto se inicia espontáneamente aún más tarde, hacia la semana 41. Cuando se realiza una cesárea programada antes sel inicio del parto, se pueden cometer errores de cálculo y hacerla por ejemplo, en las 37-38 semanas. Agregado al hecho de que a ese bebe aún le faltan 3-4 semanas para completar su proceso de preparación para la vida extrauterina y la ausencia de contracciones que le generen el estrés necesario para la óptima maduración pulmonar, las posibilidades de presentar un Distress Respiratorio Transitorio o también el llamado “pulmón húmedo”, aumentan drásticamente .

Finalmente es imprescindible insistir en que si la cesárea se tuvo que realizar de todas maneras, debe demorarse al menos tres minutos antes de cortar el cordón umbilical. El recién nacido debe ser colocado inmediatamente en sus brazos, de manera que mientras transcurre el acto quirúrgico y después de finalizado el recién nacido permanezca en íntimo contacto visual y físico con sus padres.

partonaturalpanama.com

Kisaí

image

Tan solo minutos antes del nacimiento de se bebé, Kisai decidió con su espontaneidad y alegría latina, bailar el merengue La Bilirrubina!

Nada ni nadie puede impedir el amor y la infinita sabiduría de las mujeres al momento de dar a luz !